Breitling for Bentley

Jueves, 26 de Enero de 2017 11:30 AM

Bentley Supersports B55.

Para celebrar el lanzamiento del Bentley Continental Supersports, Breitling for Bentley ha creado un cronógrafo en serie limitada con caja de titanio, esfera de carbono y movimiento conectado dotado de funciones especialmente destinadas a la competición automovilística. Todo un cúmulo de prestaciones a la vanguardia de la tecnología.

La magnífica aventura de Breitling for Bentley comenzó en 2003 con el lanzamiento del Continental GT, cuyo reloj de a bordo es obra de Breitling. Desde entonces la marca ha ido conformando una rica colección de cronógrafos mecánicos, a los que suma ahora un extraordinario cronógrafo creado en homenaje al nuevo Continental Supersports, el Continental más rápido que haya construido nunca, dotado de una velocidad punta de 336 km/h, una aceleración de 0 a 100 km/h en 3,5 segundos y un diseño totalmente actualizado.

Fabricado en 500 ejemplares para todo el mundo, este Bentley Supersports B55 destaca desde un principio por su estilo resueltamente deportivo, con su caja de titanio robusta y ligera y su esfera de fibra de carbono –material predilecto de la competición automovilística presente en numerosos detalles del nuevo Continental Supersports. La nota atrevida se ve reforzada por un brazalete de doble capa en caucho color negro con el interior y los bordes en rojo.

Una carrocería excepcional exige un motor excepcional. Es la primera vez en la historia de Breitling for Bentley que Breitling incorpora un movimiento electrónico y no uno cualquiera en un cronógrafo destinado al constructor británico. Se trata de una nueva versión de su propio calibre conectado B55 pero enriquecido con funciones hechas a medida para el automóvil. Además del cronógrafo flyback, el cronometraje de las vueltas y el taquímetro electrónico, este calibre B55 «Racing» presenta tres tipos de cronógrafos exclusivos. La función «chrono rally» permite registrar hasta 30 etapas, con la fecha de salida del rally, la hora de salida y la duración de cada etapa, así como tiempos intermedios para cada etapa y la posibilidad de añadir penalizaciones. Gracias a la función «chrono race» diseñada para carreras sobre pista, el usuario puede registrar tiempos intermedios para cada vuelta y calcular la velocidad media por vuelta. En cuanto a la función «regularity rally» (útil en aquellas pruebas cuyo objetivo es recorrer una distancia determinada en un tiempo dado), ésta ofrece la posibilidad de definir previamente tiempos objetivo o tiempos intermedios en base a un tiempo total, y comprobar después mediante una simple presión si éstos se cumplen.